Yanel Pinto logo

Los Tres Sistemas de Energía en la Natación

Tres Sistemas de Energía en natacion

La energía que necesitamos proviene de una sustancia mágica llamada ATP (trifosfato de adenosina). Este compuesto se forma en todas las células de nuestro cuerpo gracias a la magia de la metabolización de alimentos como carbohidratos, grasas y proteínas. Ahora, estos sistemas de energía pueden ser anaeróbicos (sin oxígeno) o aeróbicos (con oxígeno), y, lo adivinaste, son como compañeros de baile que trabajan juntos.

Para sumergirnos en el fascinante mundo de la natación, es esencial comprender los sistemas de energía que impulsan nuestros esfuerzos en el agua. No te preocupes si estos términos suenan complicados, estoy aquí para simplificarlo.

  1. Sistema ATP-PC (Fosfocreatina): Este es el MVP (jugador más valioso) cuando necesitamos una explosión de energía para esos momentos de máximo esfuerzo, como cuando los atletas de élite corren 100 metros en un parpadeo. En natación, es como un sprint corto, cubriendo unos 20 metros en un abrir y cerrar de ojos.

  2. Sistema Glucolítico Anaeróbico (Ácido Láctico): Imagina que este sistema es tu compañero de baile cuando necesitas resistencia durante un poco más de tiempo, alrededor de 90 segundos. Aquí, la glucólisis (la magia de descomponer el glucógeno muscular en glucosa) se realiza sin oxígeno, y como efecto secundario, se forma el ácido láctico. Esto es genial, pero demasiado ácido láctico nos hace sentir cansados y afecta nuestro ritmo.

  3. Sistema Aeróbico: Este es el héroe que entra en acción después de esos intensos 90 segundos. Requiere oxígeno para descomponer carbohidratos (a través de la glucólisis) y grasas (por medio de la lipólisis) para generar más ATP. Es como la danza elegante y constante que nos mantiene a flote durante períodos más prolongados de natación a una velocidad menos frenética.

Así que, la próxima vez que te sumerjas en la piscina, recuerda que tus células están organizando una fiesta de ATP, ¡y estás invitado! 🏊‍♂️✨

Productos que recomiendo